Provincia de Buenos Aires | división territorial y administrativa

División territorial y administrativa

División política de la provincia de Buenos Aires y su capital La Plata (punto rojo)

A diferencia de las demás provincias del país, en la de Buenos Aires las divisiones territoriales se llaman partidos en lugar de departamentos. Estos también se constituyen en la división municipal de la provincia. Los partidos-municipios cubren todo el territorio provincial, donde se utiliza el sistema de ejidos colindantes. A diciembre de 2009 existían 135 partidos. El último partido declarado por ley es el partido de Lezama (22/12/2009).

La constitución provincial no reconoce la autonomía municipal que fue reconocida para todo el país en la reforma de la Constitución Nacional de 1994. Cada partido corresponde a un municipio y está gobernado por un intendente electo por sufragio popular. El proceso de creación de un partido es mucho más dinámico que en las demás provincias, existiendo en 2000 un total de 6 partidos más que en 1990. La mayoría de los partidos más nuevos se crearon en el Gran Buenos Aires. Para ver un listado completo de ellos, véase: Anexo:Partidos de la provincia de Buenos Aires. Para más información sobre la organización municipal de la provincia, véase Organización municipal de la provincia de Buenos Aires.

Asimismo, la provincia se divide en:

25 regiones educativas,
18 judiciales,
12 sanitarias y
8 Secciones electorales.
Algunos organismos públicos y otras instituciones nacionales y provinciales en el interior de la provincia de Buenos Aires en 2011. En el mapa se aprecian los centros de concentración de actividad administrativa que funcionan como cabeceras regionales naturales. Los tres pilares son Bahía Blanca, Junín y Mar del Plata. En un segundo orden se encuentran Azul, Dolores, Mercedes, Pergamino y San Nicolás. En un tercer nivel aparecen Campana, Necochea, Olavarría, Pehuajó, Tandil, Trenque Lauquen y Zárate.

El gobierno bonaerense presentó en marzo de 2011 un plan de regionalización de la provincia de Buenos Aires. En particular, se determinan los siguientes fines específicos:

  • Desconcentrar y descentralizar de la Administración Central;
  • Fortalecer y ampliar la autonomía municipal;
  • Integrar la gestión de la Región Metropolitana;
  • Implantar una gestión basada en soluciones tecnológicas;
  • Reestructurar la administración, simplificando trámites y procedimientos.

Se conformarían 9 regiones, con no menos de tres (3) y no más de veinticinco (25) partidos cada una y una Región Capital, conformadas por grupos de municipios atendiendo a la compatibilidad de factores socioeconómicos, históricos y culturales de los mismos. Se conformarían 4 regiones con no más de un millón cuatrocientos mil (1.400.000) habitantes para el interior y 4 de no más de tres (3) millones para las áreas de coronación de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Se situarían los centros regionales del interior a una distancia no menor a doscientos (200) kilómetros de la capital provincial ni de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.