Illinois | historia
English: Illinois

Historia

Hasta 1818

Placa de cobre de la cultura misisipiana, hallada en el yacimiento Saddle en el condado de Union (Illinois).

Los misioneros franceses Jacques Marquette y Louis Jolliet fueron los primeros europeos en explorar la región. Habían recibido la orden por parte del gobernador de la colonia francesa de Nueva Francia, de explorar y cartografiar el curso del río Misisipi. Partieron del Quebec en 1673, llegando a la región del actual Illinois en 1675. Joliet nombró a la región de Illinois en referencia a la confederación Illiniwek, con la cual ambos misioneros establecieron relaciones amistosas. Este mismo año, Marquette fundó una misión católica en la región. En 1699, otros misioneros franceses fundaron un establecimiento comercial, y una villa en 1703. Entonces la región ya formaba parte de Nueva Francia, habiendo sido anexada por René Robert Cavelier de La Salle, en 1682. Los dos asentamientos fundados por los misioneros se convirtieron en los principales centros francófonos de la región.

Illinois en 1718, con el moderno estado en claro, de la Carte de la Louisiane et du cours du Mississipi, por Guillermo Delisle.[4]

A causa de la colonización francesa —los franceses eran mayoritariamente católicos— la Iglesia católica fue la única institución religiosa en la región, durante aproximadamente un siglo. En 1787, se estableció el primer protestante en la región. En 1717, Francia dividió Nueva Francia en cuatro colonias distintas: Acadia, Nueva Escocia, Quebec y Luisiana. Illinois pasó a formar parte de la colonia francesa de Luisiana. Aquel mismo año, John Law, un comerciante escocés, trajo a numerosos colonos franceses a la región.

En 1763, los británicos vencieron la Guerra de los Siete Años, contra los franceses. Por los términos del Tratado de París, los franceses cedían todas las regiones situadas al este del río Misisipi a los británicos y todas las regiones al oeste del río a los españoles. A causa de ello, la región de Illinois pasó a ser controlada por los británicos. Entonces la población europea del estado era de sólo 2000 personas. Algunos franceses se mudaron a las colonias españolas, disconformes por el hecho de que fuesen los protestantes británicos los nuevos gobernadores. La Confederación Illiniwek, aliada de los colonos franceses, se rebeló contra los británicos en 1764, pero fueron derrotados. En 1778, durante la Guerra de la Independencia de los Estados Unidos, Illinois fue capturado por las fuerzas estadounidenses.

Illinois pasó a formar parte del Territorio del Noroeste en 1787, y del Territorio de Indiana en 1800. El 3 de febrero de 1809, la región de Illinois fue separada del Territorio de Indiana, y el gobierno estadounidense hizo de esta región separada un nuevo territorio, el Territorio de Illinois. El 3 de diciembre de 1818, Illinois se convirtió en el vigésimo primer Estado de los Estados Unidos de América, si bien su frontera septentrional se encontraba entonces mucho más al sur que ahora. Sin embargo, en 1819, los políticos del Estado presionaron con éxito al Congreso para que expandiera la frontera septentrional del Estado en dirección al norte. Así, la región donde actualmente se ubica Chicago pasó a formar parte de Illinois.

1818 - 1900

Mapa de 1850 del planeado Distrito Occidental de Columbia, que sustituiría al Distrito de Columbia como capital de los Estados Unidos.

En 1819, Vandalia se convirtió en capital de Illinois, habiendo sido su capital hasta 1839, cuando se trasladó a Springfield, que es hasta el día de hoy la capital del estado.

La población de Illinois comenzó a crecer drásticamente después de la década de 1820, con la apertura del Canal de Erie en el estado de Nueva York, facilitando así los viajes del este estadounidense al centro-norte. La población del estado en 1820 era de aproximadamente 55 000 habitantes. Diez años después, este número habría aumentado a 157 000. La población de Illinois pasó a crecer aún más después de que las fuerzas militares estadounidenses derrotaran a las tribus algonquinas de la región, que hasta entonces atacaban constantemente a la población de las ciudades y de los campos del estado. Estos indios fueron forzados a mudarse a áreas situadas oeste del río Misisipi. Los inmigrantes pasaron a llegar en números cada vez mayores a partir de la década de 1830.

Chicago fue fundada en 1833, entonces con una población de 350 habitantes. La apertura del Canal de Erie algunos años antes, su posición estratégica junto a los Grandes Lagos (y, gracias al Canal de Erie, que permitía viajar hasta el océano Atlántico), hicieron de la ciudad un importante centro ferroviario. Tan sólo cuatro años después, en 1837, Chicago fue elevada a la categoría de ciudad, con una población de 4000 habitantes. La apertura del Canal Illinois-Michigan, que conectaba los Grandes Lagos con el sistema hidrográfico del río Misisipi-Misuri hizo definitivamente de la ciudad uno de los mayores centros portuarios del país, y el mayor centro ferroviario de Estados Unidos. En sólo algunas décadas Chicago pasaría a ser la segunda mayor ciudad del país, sólo por detrás de Nueva York.

Durante la década de 1850, el gobierno estadounidense consideró cambiar su capital, el Distrito de Columbia, más al oeste, a lo que se llamó en su época Distrito Occidental de Columbia. Esta capital estaría localizada en lo que actualmente constituye Capitol City (en Kentucky) y Metropolis (Illinois). Sin embargo, estos planes nunca pasaron del papel.

En 1858, Abraham Lincoln y Stephen A. Douglas se disputaron acaloradamente un escaño de senador, que actuaría como representante del estado en el Congreso. Ambos candidatos a senador participaron en un total de siete encendidos debates, ganando finalmente Douglas el escaño. Sin embargo, estos debates proyectaron al estado nacionalmente, y ayudarían a Lincoln a vencer en las elecciones presidenciales de 1860. Un año después, se desataría la Guerra Civil Estadounidense.

El Estado de Illinois luchó del lado de la Unión, los Estados Unidos propiamente dichos, contra los confederados. Hubo algunas amenazas de secesión de las regiones del sur del estado, que eran principalmente rurales, y muchos de sus habitantes simpatizaban con los confederados. Sin embargo, la mayor parte de la población de Illinois estaba de parte de la Unión. El presidente Abraham Lincoln y uno de los principales comandantes de la Unión, Ulysses S. Grant, eran nativos del estado. Cerca de 250 000 soldados de la Unión vinieron de Illinois, más que de cualquier otro estado de la Unión excepto Nueva York, Pensilvania y Ohio.

La guerra aceleró el proceso de industrialización del Estado. Con el fin de la guerra, Chicago prosperó como un gran centro industrial, y el mayor centro de procesado de alimentos del mundo. Se construyeron numerosas vías férreas, y se drenaron humedales para generar tierra apta para el cultivo. Sin embargo, el descontento de la clase obrera de las ciudades del estado crecía a medida que el problema de sus pésimas condiciones de trabajo y salarios no se minimizaba ni se solucionaba. Los granjeros también estaban descontentos con los bajos precios de venta y los altos precios de los equipamientos. Los granjeros y los trabajadores se unieron en 1892 para votar a John P. Altgeld. Este instituyó leyes laborales, fomentó las negociaciones y el diálogo en vez de uso de la fuerza policial para resolver huelgas y manifestaciones laborales, y mejoró el sistema de educación pública del estado.

1900 - Actualidad

La creciente migración de afroamericanos generó grandes tensiones entre la población blanca y afroamericana del estado. Aquí, imagen de un afroamericano siendo linchado en público por la población blanca de Cairo.

Durante las primeras décadas del siglo XX fueron aprobadas varias leyes laborales. Además de eso, en 1911 Illinois aprobó una ley que ofrecía ayudas económicas a las familias pobres con hijos pequeños. Illinois fue el primer estado en aprobar una ley de este género.

Al largo de las primeras décadas del siglo XX, miles de afroamericanos pasaron a emigrar masivamente de los estados del sur del país a Illinois. Una de las razones fue el periódico de cultura afroamericana de Chicago, el Black Defender, que incentivaba esta migración. La población afroamericana de las ciudades del estado aumentó rápidamente, especialmente en Chicago, donde los afroamericanos constituyen actualmente aproximadamente un 37 % de la población de la ciudad. La mayor presencia afroamericana incomodó a ciertos sectores de blancos del estado, generando roces entre la población blanca y afroamericana, que culminaron en tres grandes motines populares, que tuvieron lugar en 1908 (en Springfield), en 1917 (en East St. Louis) y en 1919 (en Chicago).

Illinois prosperó económicamente durante los años de la Primera Guerra Mundial, así como en los años posteriores a la guerra. En 1920, el Congreso prohibió la fabricación, transporte y venta de bebidas alcohólicas (la "Ley Seca"). Numerosas bandas traficaban ilegalmente con las bebidas alcohólicas en el estado. La mayor parte de estas bandas estaban lideradas por Al Capone. Estas se confrontaban a menudo entre sí y con la policía, y muchos de estos enfrentamientos resultaban en muertes. Las tasas de criminalidad estallaron en Illinois, especialmente en Chicago. La Ley Seca fue abolida en 1933.

La Gran Depresión de 1929 afectó gravemente a la economía del estado. Numerosas fábricas y tiendas tuvieron que cerrar por quiebra y miles de personas se quedaron sin trabajo. En 1932, el estado pasó a suministrar ayuda económica a los desempleados. La recesión económica acabó con el descubrimiento de grandes reservas de petróleo, en 1937, que hicieron de Illinois el cuarto mayor productor nacional en tan sólo dos años.

La economía de Illinois creció espectacularmente durante los años de la Segunda Guerra Mundial, construyéndose miles de fábricas en el estado. Además de eso, Enrico Fermi y otros científicos consiguieron realizar la primera reacción nuclear artificial de la historia de la humanidad, en la Universidad de Chicago. La posibilidad de provocar reacciones nucleares controladas abrió la posibilidad de la construcción de reactores nucleares para la generación de electricidad. La industria nuclear se convirtió una de las mayores de la economía del estado. En 1968, se comenzó a construir el acelerador de partículas Fermi National Accelerator Laboratory (abreviado en Fermilab), inaugurándose cuatro años después. Además de eso, durante la década de 1960, los incentivos fiscales del gobierno de Illinois atrajeron a numerosas industrias a la región, tales como la industria automovilística y la aeroespacial.

En 1970, Illinois aprobó un proyecto de 750 millones de dólares que serían destinados al tratamiento de aguas residuales y de contaminantes industriales; hasta entonces, la mayoría de estos desechos eran vertidos directamente al agua. En 1973, el gobierno de Illinois crea un bingo estatal con el objetivo de recaudar fondos para el sistema educativo del estado. Durante la década de 1980, se instalaron el área metropolitana de Chicago varias industrias de alta tecnología. En 2000, el entonces gobernador de Illinois George Ryan, declaró una moratoria en las leyes que aprobaban la pena de muerte en el estado. En enero de 2003, poco antes del término de su mandato como gobernador de Illinois, Ryan redujo la pena de todos los condenados a pena de muerte a cadena perpetua.