Turismo rural
English: Rural tourism

El turismo rural es una actividad turística que se realiza en un espacio rural, o natural, habitualmente en pequeñas localidades (menores a los 1000 o 2000 habitantes) o fuera del casco urbano en localidades de mayor tamaño. Las instalaciones suelen ser antiguas masías, cortijos y caseríos que, una vez rehabilitados, reformados y adaptados, suelen estar regentados familiarmente, ofreciendo un servicio de calidad, en ocasiones por los mismos propietarios. El agroturismo, el turismo ecológico y el turismo enologico son algunas de las modalidades que, de acuerdo a sus características, pueden incluirse dentro del turismo rural.

Turismo rural: Benamahoma, enclave pintoresco de la Sierra de Grazalema (suroeste de España).

Características

El turismo rural genera un conjunto de relaciones humanas resultantes de la visita de turistas a comunidades campesinas; aprovechando y disfrutando el ambiente, los valores naturales, culturales y socio-productivos. La incorporación de la actividad turística al sector rural ha despertado gran interés porque atiende una demanda en crecimiento, ocupa factores ociosos (mano de obra y capital), y evita el éxodo del campo incorporando a la mujer y a los jóvenes como protagonistas.

Aunque algunos desarrollos turísticos y agrarios pueden recibir subsidios y apoyos estatales, es en general una actividad económica que se auto financia.

Atractivos del turismo rural

Varios factores apuntalan la creciente popularidad del turismo rural en el mundo de hoy:[1]

  • Riqueza histórico-cultural
  • Sentimientos que despierta el lugar
  • Limpieza y tranquilidad del entorno
  • Trato recibido
  • Armonía del entorno
  • Mantenimiento del estilo arquitectónico.
  • Tiendas
  • Riqueza histórico-paisajista
  • Gestión turístico-cultural
  • Oferta turística complementaria