Thrash metal
English: Thrash metal

Thrash metal
Orígenes musicalesNWOBHM, speed metal, hardcore punk
Orígenes culturalesComienzos de los años 1980. Iniciado principalmente en Estados Unidos, Canadá, Reino Unido y Alemania.
Instrumentos comunesGuitarra eléctrica, guitarra rítmica, bajo eléctrico, batería
PopularidadAlta desde la década de 1980 en Estados Unidos, Europa, Hispanoamérica y Japón.
Subgéneros
Death metal, groove metal, black metal
Fusiones
Crossover thrash. Rawck metal.

El thrash metal es un subgénero del heavy metal que se caracteriza generalmente por sus ritmos similares al speed metal y el hardcore punk en la agresividad y contundencia. Las canciones del género suelen utilizar percusión rápida y un bajo registro de riffs de guitarra, los cuales suelen ser así mismo rápidos y cortantes. Las letras de las canciones de thrash metal a menudo se enfrentan con los problemas sociales, en muchas ocasiones con un lenguaje directo y de denuncia. Fue uno de los primeros subgéneros del heavy metal en aparecer, siendo el tema Stone Cold Crazy de Queen precursora del sonido thrash metal publicada en 1974, y su influencia en este estilo ha seguido creciendo a través de los años. De esta forma, el thrash metal es la base y la mayor influencia en el metal extremo, donde se incluye principalmente al death metal y el black metal; además de tener un importante desarrollo (junto con el speed metal) en el power metal, si bien este estilo llevó la música por un camino más melódico. También el género ha influido peculiarmente en otros subgéneros como el metalcore, esto lo demuestran bandas como Trivium, Unearth o Chimaira como algunos de los ejemplos más populares. Cabe resaltar la importancia en la creación y evolución del género de las bandas primigenias mejor conocidas como Los cuatro grandes del thrash metal, las cuales son consideradas las más representativas y en un orden fundacional.

Rasgos musicales

El thrash metal en general se caracteriza por el uso de tempos rápidos, riffs de guitarra más agresivos y con un mayor uso de palm mute, solos bastante rápidos pero con muchas notas que escapan a la tonalidad, dándole un sonido característico, sonidos de bajo bastante pronunciados heredados de la NWOBHM. Algo muy especial en el estilo es la batería en donde se alternan pedal y bombo a velocidades por encima de los 180 bpm, mientras que también se vale del doble pedal o doble bombo y voces agresivas pero sin llegar al extremo de estilos más pesados como el black metal, quizás la velocidad rápida y agresiva está más heredada del hardcore punk sin embargo el thrash adquiere más técnica a la hora de ejecución.[1]

La mayoría de los solos de guitarra del thrash se reproducen a gran velocidad, ya que se caracterizan por la fragmentación, y las técnicas de uso, tales como sweep picking, fraseo legato, y tapping a dos manos. Los guitarristas del thrash metal son general y completamente influenciados por la NWOBHM.

Velocidad, ritmo y los cambios de tiempo también definen el thrash metal. El thrash tiende a tener una sensación de aceleración que puede ser debido en gran parte a su estilo de batería agresiva, combinación entre la batería de la NWOBHM y el hardcore punk. Por ejemplo, las baterías de thrash suelen utilizar dos bombos, o un doble pedal, con el fin de crear un sonido bastante crudo, acelerado y potente.

Para mantenerse al día con los demás instrumentos, muchos bajistas de thrash suelen utilizar una púa. Sin embargo, algunos destacados bajistas de thrash metal utilizan sus dedos, como Frank Bello, Greg Christian, Robert Trujillo, Jack Gibson, Steve DiGiorgio y Cliff Burton. Varios bajistas usan un tono bajo distorsionado, un enfoque popularizado por Lemmy de Motörhead, Tom Araya (Slayer), David Ellefson (Megadeth), Cliff Burton y Jason Newsted (Metallica), entre otros.

Las letras de las canciones de thrash metal incluyen el aislamiento, la corrupción, la injusticia, la adicción, el suicidio, la muerte, el asesinato, la guerra, y otros males que afligen a la persona y la sociedad, incluyendo mutilaciones y otros horrores en ejemplos más extremos. El humor y la ironía a veces se pueden encontrar, pero son limitados, y son la excepción y no la regla. La gran mayoría de las bandas que manejan estos temas son del estilo crossover thrash.