Susanoo

Susanoo y el dragón de agua.

Susanoo (須佐之男 Susanowo?), en el sintoísmo, es el dios del mar o de las tormentas, y las batallas. Es el hermano de Amaterasu, la diosa del Sol, y de Tsukuyomi, el dios de la Luna. Este dios se califica a veces de brutal y a veces de considerado. El Kojiki y el Nihonshoki tienen escrita su legendaria represión de un monstruo de serpiente llamada Yamata-no-Orochi, en el país de Izumo. Ambos libros lo describen como un antecesor del linaje imperial. En contraste, algunos folclores lo consideran como un dios nativo o cabeza de un pueblo de Izumo.

Historia

La mitología cuenta que este es uno de los tres dioses japoneses, que nació de la nariz de su padre, Izanagi, cuando este se dio un baño para purificarse después de ir a la tierra de los muertos, llamada Yomi, donde intentó rescatar a su amada Izanami. Desde muy joven mostró una actitud fría y agresiva, pero con gran potencial. Su padre al repartir su reino le concedió el mar, la tierra y el rayo, pero este quería más.

Conociendo que la ira de su padre podría convertirse en un gran peligro, esperó a que Izanagi entrara en su sueño divino. Tras esto tuvo una batalla con su hermana Amaterasu, que dio como resultado grandes consecuencias, provocando que el consejo de los ochocientos dioses lo expulsasen del cielo directamente a la región de Izumo.