Sudán
English: Sudan

República del Sudán
جمهورية السودان
Yumhūriyyat as-Sūdān
Republic of the Sudan

Flag of Sudan.svg
Emblem of Sudan.svg

Lema: النصر لنا
al-Naṣir Lana
(en árabe: «La victoria es nuestra»)
Himno: نحن جند الله جند الوطن
Nahnu yund Allah yund al-watan
(en árabe: «Somos el ejército de Dios, el ejército de la patria»)

Sudan (orthographic projection) highlighted.svg

CapitalJartum[2]
15°36′11″N 32°31′36″E / 15°36′11″N 32°31′36″E / 32.52654
Idiomas oficialesÁrabe, Inglés, Idiomas indígenas[1]
GentilicioSudanés, -sa[3]
Forma de gobiernoJunta de Gobierno[4]
Presidente de TransiciónAbdel Fattah Abdelrahman Burhan
Órgano legislativoNational Legislature Ver y modificar los datos en Wikidata
Formación

Reinos de Nubia
Sultanato de Sennar
Sudán Turco
Estado Mahdista
Sudán Anglo-Egipcio
•Independencia de Egipto y el Reino Unido
•Constitución actual
•Secesión de Sudán del Sur


2500 a. C.
1504 d. C.[1]

9 de julio de 2011
SuperficiePuesto 16.º
 • Total1 861 484 [9]km²
Fronteras6819 km [9]
Línea de costa853 km [9]
Punto más altoDeriba Ver y modificar los datos en Wikidata
Población totalPuesto 35.º
 • Censo40 235 000[10]​ hab.
 • Densidad21,3 hab./km²
PIB (PPA)Puesto 67.º
 • Total (2017)US$ 186.715 millones[11]
 • Per cápitaUS$ 4578
IDH (2015)Sin cambios 0,490[12]​ (165.º) – Bajo
MonedaLibra sudanesa (SDG)[13]
Huso horarioEAT (UTC +3)[14]
Código ISO736 / SDN / SD
Dominio internet.sd Ver y modificar los datos en Wikidata
Prefijo telefónico+249[16]
Prefijo radiofónico6TA-6UZ, SSN-STZ
Siglas país para aeronavesST
Siglas país para automóvilesSUD
Código del COISUD Ver y modificar los datos en Wikidata

Sudán,[18]​ coloquialmente llamado Sudán del Norte (en contraposición a Sudán del Sur), es uno de los cincuenta y cuatro países que forman el continente africano. Su capital y ciudad más poblada es Jartum.

Está situado al noreste de África y comparte frontera con Egipto al norte, con el mar Rojo al noreste, con Eritrea y Etiopía al este, con Sudán del Sur al sur, con la República Centroafricana al suroeste, con Chad al oeste y con Libia al oeste. Hasta el año 2011,[19]​ momento en que se separó la región sur del país (conformando la nueva República de Sudán del Sur) fue el estado africano que compartía frontera con un mayor número de países (nueve), incluyendo a Kenia, Uganda y la República Democrática del Congo. La población de Sudán es una combinación de africanos indígenas con lengua madre nilo-sahariana y descendientes de emigrantes de la península arábiga. Debido a un proceso de arabización, común al resto del mundo musulmán, hoy en día la cultura árabe predomina en Sudán. La mayoría de la población profesa el islam. El río Nilo cruza el país de sur a norte.

El país tiene una larga historia, que se remonta a la Edad Antigua, donde se entrecruza profundamente con la historia de Egipto, perteneciendo sucesivamente a diversos estados hasta obtener su independencia a mediados del siglo XX. Sudán sufrió diecisiete años de guerra durante la Primera Guerra Civil Sudanesa (1955-1972), seguido de conflictos étnicos, religiosos y económicos entre la población del norte árabe-musulmana y la población del sur animista, nilótica-cristiana y negra que desembocaron en la Segunda Guerra Civil Sudanesa (1983-2005).

Debido al continuo desequilibrio político y militar, se llevó a cabo un golpe de estado en el año 1989 encabezado por el entonces brigadier Omar Hassan Ahmad al-Bashir, quien terminó autoproclamándose, en 1993, Presidente de Sudán. La segunda guerra civil terminó tras la firma, en 2005, del Acuerdo General de Paz que supuso la redacción de una nueva constitución[19]​ pasando a denominarse República de Sudán del Sur.

Es miembro de la Organización de las Naciones Unidas,[28]

Hasta el 2019, era considerado una República federal democrática representativa presidencialista,[31]

El 11 de abril de 2019, el ejército sudanés derroca al hasta entonces presidente, Omar al-Bashir, comenzando una dictadura militar suspendiendo la Constitución. El ejército prometió que luego de dos años convocaría a elecciones libres.[4]

El gobierno sudanés presuntamente ha apoyado el uso de milicias árabes yanyauid en guerra de guerrillas en el conflicto de Darfur.[36]

El país es rico en recursos naturales como el petróleo y el algodón y su economía está entre las que más rápido crecen del mundo.[38]

Historia

Pirámides nubias en Meroe.

En la remota Antigüedad, y según fuentes bíblicas, el territorio del Valle del Nilo al sur de la Primera catarata recibió el nombre de Kush; tres reinos kushitas y meroíticos se establecieron en el territorio norte del actual estado del Sudán desde hace unos 4000 años. Estas civilizaciones florecieron principalmente sobre el río Nilo desde la primera hasta la sexta catarata. Estos reinos que luego fueron englobados en la región de Nubia resultaron influidos por el Antiguo Egipto, al que a su vez influyeron más tarde. De hecho, las fronteras del Antiguo Egipto y los reinos sudaneses fluctuaban bastante. Tras el reino de Meroe tuvo lugar el de Napata que dio lugar al reino cristiano de Nobatia y Makuria y luego el de Alodia siendo hasta casi fines de la Edad Media importante la también cristiana ciudad de Dongola.

Sitios Arqueológicos de la Isla de Meroe (Sudán).

En el año 1863 los ingleses Baker y Gordon fueron nombrados gobernadores del país con el fin de mejorar las negociaciones entre saudis y libanos, sometiendo a favor de Egipto todo el territorio hasta los límites de Uganda. Después de la dimisión de los gobernadores la situación empeoró contribuyendo al triunfo del Islam. De esta manera Mohamed Ahmed se proclamó “Mahdi” o guía del islam, predicando dicha religión y denunciando a los turcos como musulmanes indignos. En enero de 1883 Ahmed capturó El Obeid, y en noviembre venció a un ejército de 10 000 hombres enviados por el inglés Hicks desde Egipto. Mientras, su emir Osman Digna, derrotó a 4000 egipcios cerca de Suakin, y el gobernador inglés de Bahr-el-Ghazal fue enviado preso a Omdurmán. Entonces desde Egipto fue enviado el general Gordon con instrucciones de invadir y aplastar la revolución, pero fue sitiado por el Madhi, y las vacilaciones del gobierno inglés le permitieron ocupar Jartum el 26 de enero de 1885, dando muerte al general inglés y a toda su tropa, causando de esta manera la mayor derrota de las fuerzas inglesas en África. Un mes más tarde de esta gran victoria, el Mahdi murió envenenado en Omdurmán, sucediéndole en el cargo Abdullahi-el-Teishi, quien aunque fue derrotado por los ingleses en Kosheh, logró ocupar Dóngola y Nubia. En 1886 los mahdistas conquistaron Gallabat, pero a partir de 1896 el ejército anglo-egipcio al mando del general Kitchener, les causó repetidas y sangrientas derrotas, que concluyeron con el fin de la revuelta revolucionaria.[39]

Moneda española de 8 reales con inscripción estampada por los mahdistas en 1885.

Durante la revuelta, en el año 1885, los revolucionarios mahdistas contramarcaron las monedas en circulación con un resello circular revalorizando su valor por un rial. Se conocen monedas egipcias de vellón y plata, ocho reales españoles, cinco francos franceses, piastras y táleros de María Teresa I de Austria con esta contramarca.[40]

El año anterior a la independencia, en 1955, los sudaneses del sur se embarcaron en la Primera Guerra Civil Sudanesa.

Izado de la bandera de Sudán el 1 de enero de 1956 por el primer ministro Ismail al-Azhari en presencia del líder de la oposición, Mohamed Ahmed Almahjoub.

Después de la independencia, Sudán tuvo una serie de gobiernos, entre los cuales hubo un gobierno militar entre 1958 y 1964, que fueron incapaces de aceptar una constitución permanente o solucionar problemas como el faccionalismo, el estancamiento económico, y la disidencia étnica. Muchos de los conflictos étnicos nacen entre los habitantes del norte (musulmanes que representan el 70 % de los habitantes de Sudán)[41]​ debido también a un fuerte elemento económico en cuanto a las regiones, ya que durante el régimen colonial británico, la atención se centró en la colonia del norte. La insatisfacción terminó en un segundo golpe militar el 25 de mayo de 1969. El líder del golpe, el coronel Yaffar al-Numeiry, se convirtió en primer ministro, y el nuevo régimen abolió el parlamento e ilegalizó todos los partidos políticos. Siguieron muchos años de conflictos militares entre el gobierno sudanés, con mayoría de árabes y musulmanes del norte, contra los no musulmanes en el sur.

La proximidad con los Estados Unidos ha aumentado bajo la administración de Ronald Reagan. La ayuda de Estados Unidos aumentó de $5 millones en 1979 a $200 millones en 1983 y luego a $254 millones en 1985, principalmente para programas militares. De este modo, Sudán se ha convertido en el segundo mayor receptor de la ayuda estadounidense a África (después de Egipto). Se construyeron cuatro bases aéreas para alojar unidades de la Fuerza de Despliegue Rápido y una potente estación de escucha cerca de Puerto Sudán. En 1984 y 1985, después de un período de sequía, varios millones de personas se vieron amenazadas por la hambruna, especialmente en el Sudán occidental. El régimen se aseguró de ocultar la situación a nivel internacional.[42]

En marzo de 1985, el anuncio del aumento de los precios de los productos de primera necesidad, a petición del FMI (Fondo Monetario Internacional) con el que el régimen estaba negociando, desencadenó las primeras manifestaciones. El 2 de abril, ocho sindicatos llamaron a la movilización y a una "huelga política general hasta la abolición del régimen actual". El día 3, las manifestaciones masivas sacudieron Jartum, pero también las principales ciudades del país; la huelga paralizó las instituciones y la economía. Otro golpe de Estado, dirigido por el general Abdel Rahman Swar al-Dahab, restauró un gobierno civil. Sin embargo, la guerra civil mataba cada vez a más personas y la situación económica seguía deteriorándose.[42]

En septiembre de 1983, el entonces presidente Yaffar al-Numeiry, creó un estado federal que incluía tres estados federales en Sudán del Sur. Pero más tarde introdujo la ley de la sharia y disolvió los tres estados federales del sur, lo que provocó la Segunda Guerra Civil Sudanesa.

Debido a la escasez de combustible y pan, una insurgencia creciente en el sur, la sequía y la hambruna, se produjo el 6 de abril de 1985 otro golpe militar dirigido por el general Abdel Rahman Swar al-Dahab, que restauró un gobierno civil. Sin embargo la guerra civil se intensificó y la economía continuó deteriorándose. En 1989 el general Omar el-Bashir se convirtió en presidente y jefe de estado, primer ministro y jefe de las fuerzas armadas.

La segunda guerra civil desplazó a más de cuatro millones de habitantes del sur. Algunos huyeron hacia las ciudades del sur como Yuba, otros emigraron hacia el norte a ciudades como la capital Jartum, e inclusive a otros países vecinos.

Desde 2003 en la región de Darfur, el conflicto de Darfur es un conflicto militar entre los yanyauid, un grupo de milicianos formados por miembros de las tribus Baggara de los Abbala (criadores de camellos de etnia árabe) y los pueblos de raza negra, no Baggaras y principalmente agricultores.

En el año 2011 se votó un referendo con el que se busca dar fin a los problemas étnicos y territoriales de esta atribulada nación, con lo cual se escindirá en dos entidades nacionales; una al norte musulmán y pro-árabe y otra al sur, de tendencia tradicional y animista. Y por la escisión del Sudán actual en dos entes nacionales se daría en teoría el fin a tantos años de amargas y trágicas muertes y desplazamientos tanto en Sudán del Sur como la estabilización del norte, así como la superficie y la población de Sudán se reducirán de manera notable.

En 2018, el régimen de Omar al-Bashir puso en marcha un plan de austeridad del Fondo Monetario Internacional, transfiriendo algunos sectores de importaciones al sector privado. Como resultado, el precio del pan se duplicó y el precio de la gasolina aumentó en un 30%. La inflación ha alcanzado el 40%. Los movimientos estudiantiles y el Partido Comunista de Sudán han organizado manifestaciones para desafiar esta política. Omar al-Bashir reaccionó arrestando al Secretario General del Partido Comunista y a otros dos líderes del partido, y cerrando seis periódicos:[43]

A finales de 2018 empieza una protesta popular por la elevada inflación y la subida de los precios de productos básicos. Los intentos de represión por parte de las fuerzas policiales chocaron con el ejército, quien apoyaba a los manifestantes. El 11 de abril de 2019 el ministro de Defensa y jefe del ejército, Ahmed Awad Ibn Auf, encabeza un golpe de estado que provoca la caída del régimen de Omar el-Bashir [44]​. Auf anunció la creación de un gobierno de transición de dos años, cuando está previsto que se celebren elecciones.