Represión
English: Repression

Represión (del latín repressĭo, -ōnis) es la acción y efecto de reprimir (contener, refrenar, templar o moderar).[1]​ Tiene dos utilizaciones: en contextos políticos y sociales y en contextos psicoanalíticos (y por extensión a partir de ellos, los relativos a la sexualidad). Ambos implican la pretensión de impedir un comportamiento, o de castigarlo una vez producido, y sus conceptos opuestos son los de libertad y tolerancia [cita requerida].En ambos, la represión se ejerce desde algún ámbito de poder, bien público o bien íntimo [cita requerida].

La represión, desde el ordenamiento jurídico, es una función que tiene el Estado con el fin de asegurar la paz social frente a conductas antisociales y/o constitutivas de delitos.[4]

Represión desde el derecho

Tanto los organismos oficiales [6]​.

Desde el enfoque de la seguridad-justicia, la represión es una función que tienen las fuerzas de seguridad o policiales, por su poder de policía y por tener el monopolio de la fuerza. La represión es legítima cuando se da en el marco de sus funciones establecidas por el marco jurídico a la vez que reconocidas por sus estatutos [7]​.

FUNCION DE POLICIA DE SEGURIDAD

Artículo 8º: La función de Policía de seguridad consiste esencialmente en la preservación de la seguridad pública, mantenimiento del orden público y la prevención del delito.

Artículo 9º: A los fines del artículo anterior, corresponde a la Policía Provincial:

a) Asegurar la plena vigencia de los Poderes de la Nación, el Orden Constitucional y el libre ejercicio de las Instituciones Políticas, previniendo y reprimiendo todo atentado o movimiento destinado a subvertirlo.

En ocasiones, se distorsiona el término por considerar a la represión como algo ilegal, cuando esto no es así ya que está establecido en las propias normas como es el Código Penal.

ARTICULO 108. - Será reprimido con multa de pesos setecientos cincuenta a pesos doce mil quinientos el que encontrando perdido o desamparado a un menor de diez años o a una persona herida o inválida o amenazada de un peligro cualquiera; omitiere prestarle el auxilio necesario, cuando pudiere hacerlo sin riesgo personal o no diere aviso inmediatamente a la autoridad.