Primer Imperio francés

  • empire français
    imperio francés

    flag of france (1794–1815, 1830–1958).svg
    royal flag of france during the bourbon restoration.svg
    flag of the netherlands.svg
    flag of spain (1785–1873, 1875–1931).svg
    flag of the kingdom of sardinia.svg
    flag of the kingdom of etruria.svg
    flag of the papal states (pre 1808).svg
    flag of the habsburg monarchy.svg
    st. blaise - national flag of the ragusan republic.png

    1804-1815

    royal flag of france during the bourbon restoration.svg
    prinsenvlag.svg
    flag of spain (1785–1873, 1875–1931).svg
    flag of the kingdom of sardinia.svg
    flag of the papal states (1808-1870).svg
    flag of the habsburg monarchy.svg

    escudo
    bandera escudo
    himno nacional: chant du départ[1]
    (francés: ‘canción de la partida’)
    ¿problemas al reproducir este archivo?
    ubicación de
    el imperio en pleno apogeo, comenzado el año 1812.

    en violeta, el territorio imperial. en azul, los estados vasallos o clientelares del imperio. el color rojo representa la esfera de influencia francesa en europa.

    capital parís
    escudo de parís napoleónico.

    48°49′n 2°29′e / 48°49′n 2°29′e / 2.483
    idioma oficial francés
    gobierno monarquía constitucional
    emperador de los franceses
     • 1804-1814, 1815 napoleón i
     • 1815 napoleón ii
    legislatura parlamento
     • cámara alta senado
     • cámara baja cuerpo legislativo
    período histórico guerras napoleónicas
    edad contemporánea
     • coronación de napoleón 2 de diciembre de 1804
     • batalla de leipzig 16 al 19 de octubre de 1813
     • primera abdicación de napoleón 11 de abril  de 1814
     • regreso de napoleón (imperio de los cien días) marzo y junio de 1815
     • disolución 1815
     • abdicación definitiva de napoleón tras ser derrotado por séptima coalición en la batalla de waterloo junio de 1815
    superficie
     • 1812 2 100 000 km²
    población
     • 1812 est. 96 472 000 
         densidad 45,9 hab./km²
    moneda franco, napoleón


    el primer imperio francés, conocido comúnmente como francia napoleónica, imperio napoleónico o simplemente imperio francés, fue un estado soberano que incluyó en su territorio una gran parte de europa occidental y central; tuvo además numerosos dominios coloniales conocidos como francia de ultramar y estados clientelares (satélites). abarca la totalidad del periodo conocido como la era napoleónica, que cubre el periodo desde la coronación de su emperador, napoleón i, hasta su abdicación y exilio en la isla de elba, en 1814. oficialmente, el término se refiere al periodo comprendido entre el fin del consulado hasta la restauración borbónica, aunque posteriormente vivió un epílogo entre el periodo de los cien días (1 de marzo de 1815), la abdicación final de napoleón, el 22 de junio de 1815, y la entrada de luis xviii en parís, conllevando esto la salida el 7 de julio del emperador napoleón ii y su comisión de gobierno. los conflictos que llevaron al imperio napoleónico a enfrentarse con las potencias europeas, se los conoce como las guerras napoleónicas o guerras de coalición.

    la presencia de napoleón bonaparte en el panorama europeo, un militar inmensamente poderoso, temido y respetado, que encarnaba los ideales revolucionarios despertó el miedo de las monarquías absolutistas que, temiendo la expansión de las ideas de la revolución francesa y auspiciadas por el reino unido, no cesaron en hacerle la guerra a francia. sin embargo, se toparon de frente con una serie de derrotas humillantes a manos del emperador. para el año 1812, napoleón ya controlaba toda europa occidental y central, con la excepción de la gran bretaña y portugal. con sus conquistas, varios gobiernos absolutistas fueron extintos y las ideas de la revolución francesa se diseminaron por europa. se habló predominantemente el idioma francés el cual fue la lengua nacional seguido por el italiano, el alemán, el polaco y el español. su capital fue parís, la moneda oficial fue el franco francés y llegó a poseer una población de casi 70 millones de personas, ya fuera dentro de su territorio legal como estados clientelares.

    en los quince años en que permaneció en el poder, napoleón se hizo uno de los mayores hitos de la historia.

    acariciaba el deseo de transformar a francia en una potencia hegemónica, y se esforzó en lograrlo haciendo gala de un genio militar y una capacidad de liderazgo innatas. mantuvo un gobierno constitucional, que reservaba un inmenso poder político a la figura del emperador, inspirado en su popularidad y su estrecha relación con el ejército. aun así, el imperio fue fundado y gobernado en las bases de la revolución francesa: napoleón i fue elegido soberano mediante un plebiscito, estableciendo un estado continental y centralizado muy comparable al antiguo imperio romano. su régimen finalizó tras consecuentes derrotas militares, tras verse obligado a enfrentarse a casi toda europa en conjunto. sin embargo, la influencia de la francia napoleónica perduró más allá de su existencia, en las décadas siguientes estallarían por todo el continente una serie de revoluciones populares que pondrían un fin definitivo al despotismo y abrirían las puertas a una europa liberal.

    en el plano interno, napoleón consiguió restablecer la estabilidad política de francia y creó una infraestructura capaz de impulsar los negocios de la burguesía francesa; bajo su gobierno, francia alcanzaría su máximo esplendor. puso fin al ancestral feudalismo de la monarquía y creó una nobleza del mérito comprendida por aquellos considerados competentes y dignos de tal posición. impulsó el liberalismo económico, las construcciones, la educación, las artes y las leyes, siendo su famoso código civil (el conjunto de todas las leyes francesas en una constitución) uno de sus mayores legados a la humanidad, pues inspira hoy en día a casi la mitad de las constituciones políticas del mundo.

  • el camino al imperio
  • inicio del primer imperio
  • apogeo del imperio: las guerras napoleónicas
  • declive del imperio
  • administración
  • trabajo institucional
  • demografía
  • fuerzas armadas
  • economía
  • referencias
  • véase también
  • artículos conexos

Empire Français
Imperio Francés

Flag of France (1794–1815, 1830–1958).svg
Royal flag of France during the Bourbon Restoration.svg
Flag of the Netherlands.svg
Flag of Spain (1785–1873, 1875–1931).svg
Flag of the Kingdom of Sardinia.svg
Flag of the Kingdom of Etruria.svg
Flag of the Papal States (pre 1808).svg
Flag of the Habsburg Monarchy.svg
St. Blaise - National Flag of the Ragusan Republic.png

1804-1815

Royal flag of France during the Bourbon Restoration.svg
Prinsenvlag.svg
Flag of Spain (1785–1873, 1875–1931).svg
Flag of the Kingdom of Sardinia.svg
Flag of the Papal States (1808-1870).svg
Flag of the Habsburg Monarchy.svg

Escudo
Bandera Escudo
Himno nacional: Chant du départ[1]
(francés: ‘Canción de la partida’)
¿Problemas al reproducir este archivo?
Ubicación de
El Imperio en pleno apogeo, comenzado el año 1812.

En violeta, el territorio imperial. En azul, los estados vasallos o clientelares del imperio. El color rojo representa la esfera de influencia francesa en Europa.

Capital París
Escudo de París napoleónico.

48°49′N 2°29′E / 48°49′N 2°29′E / 2.483
Idioma oficial Francés
Gobierno Monarquía constitucional
Emperador de los franceses
 • 1804-1814, 1815 Napoleón I
 • 1815 Napoleón II
Legislatura Parlamento
 • Cámara alta Senado
 • Cámara baja Cuerpo Legislativo
Período histórico Guerras Napoleónicas
Edad Contemporánea
 • Coronación de Napoleón 2 de diciembre de 1804
 • Batalla de Leipzig 16 al 19 de octubre de 1813
 • Primera abdicación de Napoleón 11 de abril  de 1814
 • Regreso de Napoleón (Imperio de los Cien Días) Marzo y junio de 1815
 • Disolución 1815
 • Abdicación definitiva de Napoleón tras ser derrotado por Séptima Coalición en la batalla de Waterloo Junio de 1815
Superficie
 • 1812 2 100 000 km²
Población
 • 1812 est. 96 472 000 
     Densidad 45,9 hab./km²
Moneda Franco, Napoleón


El Primer Imperio francés, conocido comúnmente como Francia Napoleónica, Imperio Napoleónico o simplemente Imperio francés, fue un estado soberano que incluyó en su territorio una gran parte de Europa occidental y central; tuvo además numerosos dominios coloniales conocidos como Francia de Ultramar y estados clientelares (satélites). Abarca la totalidad del periodo conocido como la Era Napoleónica, que cubre el periodo desde la coronación de su emperador, Napoleón I, hasta su abdicación y exilio en la isla de Elba, en 1814. Oficialmente, el término se refiere al periodo comprendido entre el fin del consulado hasta la Restauración Borbónica, aunque posteriormente vivió un epílogo entre el periodo de los Cien Días (1 de marzo de 1815), la abdicación final de Napoleón, el 22 de junio de 1815, y la entrada de Luis XVIII en París, conllevando esto la salida el 7 de julio del emperador Napoleón II y su Comisión de Gobierno. Los conflictos que llevaron al imperio napoleónico a enfrentarse con las potencias europeas, se los conoce como las Guerras Napoleónicas o guerras de coalición.

La presencia de Napoleón Bonaparte en el panorama europeo, un militar inmensamente poderoso, temido y respetado, que encarnaba los ideales revolucionarios despertó el miedo de las monarquías absolutistas que, temiendo la expansión de las ideas de la revolución francesa y auspiciadas por el Reino Unido, no cesaron en hacerle la guerra a Francia. Sin embargo, se toparon de frente con una serie de derrotas humillantes a manos del emperador. Para el año 1812, Napoleón ya controlaba toda Europa occidental y central, con la excepción de la Gran Bretaña y Portugal. Con sus conquistas, varios gobiernos absolutistas fueron extintos y las ideas de la Revolución francesa se diseminaron por Europa. Se habló predominantemente el idioma francés el cual fue la lengua nacional seguido por el italiano, el alemán, el polaco y el español. Su capital fue París, la moneda oficial fue el franco francés y llegó a poseer una población de casi 70 millones de personas, ya fuera dentro de su territorio legal como estados clientelares.

En los quince años en que permaneció en el poder, Napoleón se hizo uno de los mayores hitos de la historia.

Acariciaba el deseo de transformar a Francia en una potencia hegemónica, y se esforzó en lograrlo haciendo gala de un genio militar y una capacidad de liderazgo innatas. Mantuvo un gobierno constitucional, que reservaba un inmenso poder político a la figura del emperador, inspirado en su popularidad y su estrecha relación con el ejército. Aun así, el imperio fue fundado y gobernado en las bases de la revolución francesa: Napoleón I fue elegido soberano mediante un plebiscito, estableciendo un estado continental y centralizado muy comparable al antiguo Imperio romano. Su régimen finalizó tras consecuentes derrotas militares, tras verse obligado a enfrentarse a casi toda Europa en conjunto. Sin embargo, la influencia de la Francia napoleónica perduró más allá de su existencia, en las décadas siguientes estallarían por todo el continente una serie de revoluciones populares que pondrían un fin definitivo al despotismo y abrirían las puertas a una Europa liberal.

En el plano interno, Napoleón consiguió restablecer la estabilidad política de Francia y creó una infraestructura capaz de impulsar los negocios de la burguesía francesa; bajo su gobierno, Francia alcanzaría su máximo esplendor. Puso fin al ancestral feudalismo de la monarquía y creó una nobleza del mérito comprendida por aquellos considerados competentes y dignos de tal posición. Impulsó el liberalismo económico, las construcciones, la educación, las artes y las leyes, siendo su famoso código civil (el conjunto de todas las leyes francesas en una constitución) uno de sus mayores legados a la humanidad, pues inspira hoy en día a casi la mitad de las constituciones políticas del mundo.