Epiqueya

La epiqueya es la acción hermenéutica que le permite al hombre liberarse de la 'letra' de la Ley (de la justicia) en favor del 'espíritu' (la equidad) de la misma.

Es un acto o hábito moral que permite al hombre eximirse de la observancia literal (externa) de una ley de derecho positivo, con el fin de ser fiel a su sentido o espíritu auténtico.

Etimología

La expresión griega ἐπιείκεια significaba, en los autores clásicos griegos una “verosimilitud” o “aprobación”, un tipo de “equidad” o “justicia[1]​ más relacionada con el aspecto interno que con la equidad (ambas palabras tienen la misma etimología) que se refiere a la aplicación exterior de la justicia.