Año

Un año, año terrestre, año sideral, sidéreo o año juliano (símbolo: a)[2]

Cómputo

La sencillez de la definición oculta la complejidad de su cómputo.

Se consideran diversos años según la referencia elegida para determinar su duración:

El año es sideral o año sidéreo cuando:

  • El tiempo que trascurre entre dos pasos consecutivos de la Tierra por un mismo punto de su órbita. Generalmente usado por los astrónomos, es la medida más precisa de un año. Referencia: las estrellas. Duración: 366,255936 días siderales, o 365,256 363 004 días solares medios, 365 días 6 horas 9 minutos 9,76 segundos, es decir, un día solar medio menos.

El año trópico, año solar o año tropical cuando:

  • El tiempo transcurrido entre dos pasos sucesivos del Sol por el equinoccio medio. En otras palabras, tiempo de primavera a primavera por ejemplo. Referencia: equinoccio vernal. Las civilizaciones Mesopotámica y Egipcia lograron unos valores muy aproximados al real para el año trópico, sobre todo considerando la escasez de medios de la época.
  • Duración: 365,242 190 402 días solares medios, 365 d 5 h 48 m 45.22 s. (≈ 365 d 6 h)

Año de calendario cuando:

  • El número de días completos considerados como un año a efectos civiles o religiosos. Para que se ajuste a los ciclos astronómicos, que importan fracciones de día, este cómputo de tiempo varía cada año.

NOTA: Civilmente se utilizan el año trópico y el año calendario, siempre con excepciones: la civilización islámica, por ejemplo, se rige por un calendario lunar.